Prohormonas: Optimizando los ciclos

Si has leído nuestra guía sobre pro-hormonas (ver artículo: «PRO-HORMONAS: La guía práctica»), esperamos que elijas la opción adecuada para ti, dependiendo de tus circunstancias personales. Si no lo has leído todavía, te recomendamos que no sigas adelante.

Pese a la importancia de auto-educarte sobre los diferentes efectos producidos por las pro-hormonas, es curioso que mucha gente va a tomar estos “suplementos” y va a dejar de hacer todo lo posible por continuar adquiriendo y manteniendo ganancias correctamente durante su uso. Este artículo se centra en mejorar la eficacia de un ciclo pro-hormonal mediante una utilización correcta, dieta y otros suplementos para ayudar a maximizar los beneficios posibles, mientras se minimizan los posibles inconvenientes derivados de dicho uso.

p852

¿Por qué no debo hacer lo mismo que hago normalmente? Esta es una pregunta muy común que merece respuesta.

Las pro-hormonas actuarán en tu cuerpo  de muchas formas, por lo que simplemente entrenando/comiendo como siempre supone perder muchos posibles beneficios. Para empezar, las pro-hormonas aumentarán la síntesis proteica y es el mecanismo principal para añadir masa muscular. También tienen otros efectos:

  • Mayor almacenamiento de hidratos de carbono
  • Mayores niveles de factores de crecimiento como GH, IGF-1, MGF, etc.
  • Mejor síntesis de Creatina
  • Disminución de niveles de Cortisol

Mientras el aumento de la síntesis proteica se considera lo más importante para ganar masa muscular, estos otros efectos también tienen un efecto anabólico.

Por otro lado, aumentarán la tasa de recuperación del entrenamiento que nos permitirá entrenar más duro, aumentando también el estímulo neuronal. Un mejor estímulo neuronal se traduce en un incremento de la agresividad y concentración durante el entrenamiento. Esto mejora la resistencia independientemente del aumento de masa real. Es un punto importante y una de las razones por las que reservamos el uso de estimulantes para mejorar la fuerza para el PCT.

En el lado negativo, las pro-hormonas tienen efectos secundarios potenciales relacionados con el exceso de niveles de andrógenos, estrógenos (depende del tipo de pro-hormona), cortisol, acción hepática y otros órganos.

Teniendo en cuenta la información anterior podemos ver las formas de mejorar la eficacia de nuestro ciclo, maximizando el uso de la pro-hormona y limitando al mismo tiempo los posibles efectos secundarios

CONSIDERACIONES DEL ENTRENAMIENTO

El entrenamiento es donde la mayoría de personas que toman pro-hormonas pasan por alto lo que es conveniente para optimizar el ciclo.

La mayoría de la gente entrenará durante el ciclo igual que si no lo estuvieran haciendo y utilizarán el aumento en fuerza y músculo para incrementar las cargas. Lo que significa algo muy satisfactorio psicológicamente. Pero, ¿es esto lo que hay que hacer?

Para responder esto vamos a echar un vistazo a lo que sucede si se sigue este enfoque en un ciclo típico de 4 semanas en el que aumenta rápidamente las cargas cada semana hasta el fin del ciclo. Al final del ciclo sin duda te sientes feliz contigo mismo, pero ¿qué sucederá al dejar de usar la pro-hormona?

En primer lugar, los niveles de testosterona se reducirán, haciendo que la construcción/mantenimiento de la masa muscular sea mucho más difícil. De hecho, incluso es probable una pérdida de masa. Los niveles bajos de testosterona endógena al final de un ciclo pro-hormonal también significan la pérdida del beneficio psicológico (mejor impulso neuronal, importante para la fuerza).

p849

Por lo tanto, suponiendo que has llegado al máximo de cargas durante el ciclo tendrás que luchar para continuar aumentando el peso algo más tras terminarlo. Esto potenciará una mala situación al disminuir la testosterona y reducir las cargas utilizadas en el entrenamiento al finalizar el ciclo. Obviamente, dicha disminución significará que no hay una buena situación para mantener la masa muscular. Aunque no se esté experimentando un ciclo de cuatro semanas con elevados niveles de andrógenos.

Para remediar esto, se recomienda que el uso de pro-hormonas se programe antes de llegar a los mayores pesos en un ciclo de entrenamiento típico. Si después de un ciclo de entrenamiento periodizado en el que se pasa gradualmente de menos peso y más repeticiones a más peso y menos repeticiones se tendría mejor descanso del uso de pro-hormonas que si los pesos son más ligeros. Esto permitirá un incremento de los pesos tras la fase de bajas repeticiones del ciclo de entrenamiento que permitirá usar cargas más pesadas. El levantamiento más pesado será mejor para permitirte mantener las ganancias al dejar el ciclo.

Otra opción para aquellos que no siguen un programa de entrenamiento periodizado pero suelen utilizar un rango de series/repeticiones concreto es aumentar el volumen de entrenamiento mientras se toman pro-hormonas. En este caso, las altas tasas de recuperación mientras se toman pro-hormonas permitirán un aumento tanto de repeticiones como de series, teniendo su propio efecto anabólico en el tejido muscular. Entonces, al salir del ciclo se vuelve al rango normal de series/repeticiones (o incluso más bajo durante las primeras semanas del PCT) y se aumenta el peso en las cargas.

Fisiológicamente, las cargas más pesadas saliendo del ciclo actuarán como una señal corporal para mantener la masa muscular ganada durante el mismo, y psicológicamente, la capacidad para mantener y aumentar el peso sobre la barra redundará en una mayor satisfacción y probablemente aumente la motivación y la adhesión al entrenamiento.

DIETA

Dada la capacidad de las pro-hormonas para aumentar rápidamente la síntesis proteica debería ser obvio que para maximizar las ganancias son necesarios algunos ajustes importantes.

Suponiendo que la mayoría de atletas comen alrededor de 2 gr de proteína por Kg de peso corporal, se recomienda duplicar dicha ingesta (hasta 4 gr). En condiciones normales este alto consumo de proteínas es probable que conduzca a una excreción sin beneficios en términos de mejora de masa muscular. Sin embargo, al tomar pro-hormonas la capacidad del cuerpo para utilizar un alto nivel de proteína se aumenta dramáticamente hasta el punto que se considera esencial adoptar una ingesta mucho más alta. De este modo, el cuerpo tiene los componentes básicos necesarios para construir el músculo a un ritmo mucho mayor que lo normal y aprovechar al máximo el entorno hormonal favorable durante el ciclo.

Puede ser interesante  Cómo saber si alguien toma esteroides

Los carbohidratos deben mantenerse altos y las grasas de bajas a moderadas. Con el beneficio de quema de grasa de las pro-hormonas, un exceso calórico puede ser utilizado para construir músculo en lugar de grasa. Las personas susceptibles al aumento de grasa pueden no querer aumentar mucho sus calorías, pero es necesario para todos los atletas con un alto consumo de proteínas durante un ciclo de pro-hormonas para obtener el mayor beneficio posible.

Se recomienda que las pro-hormonas se tomen con alimentos, preferentemente con algo de grasa, para aumentar su absorción. También pueden tomarse con zumo de pomelo pero puede aumentar cierto estrés en el hígado. (ver foro: “como mejorar absorción AAS”)

p850

Saliendo de un ciclo de pro-hormonas nos encontramos con el mismo problema que se indica sobre el entrenamiento, es decir, un ambiente hormonal caracterizado por bajos niveles de testosterona, con estrógenos y cortisol elevados durante el post-ciclo son elementos clave a controlar para prevenir la degradación muscular.

Al mismo tiempo, si no se tratan el aumento de estrógenos y cortisol durante el post-ciclo provocan un aumento de grasa corporal. Suponiendo que se lleva un protocolo de suplementos PCT (ver artículo: PCT), es necesario considerar que se requieren algunas semanas para que el cuerpo vuelva al estado anterior al ciclo.

Durante el PCT es importante recordar que el cuerpo está predispuesto a ganar grasa y perder masa muscular.

¿Qué podemos hacer con nuestra dieta para combatir estos sendos problemas?

Lo primero es destacar que aunque los suplementos de PCT ayudarán a prevenir la acumulación de grasa combatiendo el aumento de cortisol, el cuerpo va a tender a añadir grasa corporal rápidamente si seguimos comiendo como si pretendiéramos ganar músculo rápidamente, como se busca durante el ciclo pro-hormonal en sí.

En su lugar, las calorías deberían ser recortadas a mantenimiento o ligeramente por encima, no tan bajas que pongamos nuestro cuerpo en un estado en el que pierda músculo, pero no comer tanto que ganemos mucha grasa corporal. Comer en torno al mantenimiento o justo por encima, con la adición de suplementos apropiados PCT para contribuir a garantizar que se evita la degradación muscular al tiempo que se evita la acumulación de grasa.

En cuanto a la composición real de lo que debe comerse post-ciclo, la ingesta de proteínas puede ser reducida a rangos normales, un exceso de proteínas durante el PCT solo se excreta o convierte en glucosa. Suponiendo que nuestro principal objetivo es mantener la masa muscular y evitar la adición de grasa, una dieta alta en grasas post-ciclo pero relativamente baja en hidratos de carbono (100-150 gr de carbohidratos solamente) ayudará a proteger la pérdida de musculo. El razonamiento tras esto es que la ingesta de grasa alta/hidratos bajos crea un ambiente de resistencia a la insulina que evita que los músculos se degraden.

SUPLEMENTOS DURANTE EL CICLO

El aspecto final a tocar con respecto a la optimización del uso de pro-hormonas es el resto de suplementos a tomar durante el ciclo.

Lo primero a tener en cuenta cuando se toman pro-hormonas es que se debe dejar de tomar cualquier otra ayuda ergogénica. Esto no es porque no puedan ser complementados, sino porque su uso es mejor dejarlo para el periodo PCT cuando se necesita mejorar la pérdida de rendimiento al interrumpir el ciclo.

Dejando a un lado los ergogénicos, ¿qué más deberíamos buscar de los suplementos durante el ciclo? Y más importante, ¿qué otros suplementos deberían usarse y para qué?

Para responder a la primera pregunta primero hay que mirar a la segunda.

p851

Como hemos señalado ya, hay una pequeña razón para no utilizar nada para aumentar el rendimiento cuando se toman pro-hormonas, ya que los efectos de los otros suplementos serán eclipsados. Sin embargo, si debemos examinar los suplementos con una función primordial en la compensación de los efectos secundarios que puedan causar las pro-hormonas.

Hay que tener en cuenta las acciones de los distintos productos en el mercado (ver artículo: «PRO-HORMONAS: La guía práctica» para conocer distintos perfiles). Algunos se convierten en cierta medida a estrógenos mientras otros son algo hepatotóxicos. Por lo general, todas las pro-hormonas aumentan la tensión arterial y algo el estrés cardíaco.

Aunque estos efectos secundarios pueden parecer preocupantes, hay suplementos que utilizados inteligentemente pueden ayudar a combatirlo.

Volviendo a los estrógenos, los suplementos antiestrogénicos ayudarán a paliar los posibles problemas derivados de la conversión a estrógenos de ciertas pro-hormonas. A pesar de que se suelen reservar para el PCT, es aconsejable tenerlos cerca, incluso durante el ciclo pro-hormonal, y en caso de aparecer efectos secundarios estrogénicos marcados introducirlo para reducir cualquier problema.

En lo que se refiere al tema hepático y cardiovascular, hay suplementos intra-ciclo que actuarán efectivamente protegiendo y regenerando no solo el hígado sino también disminuyendo la presión sanguínea, normalizando el colesterol y ayudando a la salud en muchos otros aspectos. De hecho algunas personas incluso sugieren tomarlo fuera de ciclo como una forma de mejorar la salud en general. Para el usuario de pro-hormonas que se preocupa por la salud su utilización es una salvaguardia prudente para asegurarse que la salud no se comprometa por el bien del rendimiento deportivo. Recuerda que puedes comprar estos productos a nuestro espónsor PH-Shop.com.

CONCLUSIÓN

Por ahora, esperamos que se tenga en cuenta que hay mucho que hacer para optimizar un ciclo pro-hormonal aparte de seguir las instrucciones de uso de la etiqueta y esperar lo mejor. Aunque incluso un protocolo pobre de entrenamiento, dieta y suplementación todavía ofrecerá resultados en alguna medida, la eficacia de los ciclos pro-hormonales se puede aumentar en gran medida por la aplicación cuidadosa de la información presentada en este artículo. Esperamos que con esta información puedas ganar más masa muscular al mismo tiempo que se limitan efectos secundarios, mientras aumentas la fuerza y el rendimiento.

Traducido y adaptado para Fisiomorfosis.com por Giancarlo.

Deja un comentario