Canelitis: ¿que es, como prevenir y como tratar?

Síndrome de estrés tibial medial, conocido popularmente como cannellita, es una inflamación a lo largo del interior del hueso tibial.

Esta lesión es común en personas que practican la carrera, especialmente en principiantes que aún no se han adaptado a las actividades o que exageran el ritmo de entrenamiento.

¿Conozcamos la cannelitis, el tratamiento, las causas y cómo evitar este post?

¿Qué es la cannelitis?

El STTM (síndrome de tensión tibial medial) se define como dolor e incomodidad en la pierna, causado por correr repetidamente sobre una superficie dura o por el uso excesivo de los flexores del pie. Es la inflamación del hueso principal de la espinilla, la tibia.

Esto se debe a que muchas veces la estructura de la pierna no se adapta a la cantidad de ejercicio practicado, lo que puede llevar a una sobrecarga en la región.

La periostitis (inflamación del periostio) será causada por una serie de factores y no se puede ignorar, porque puede ser necesario un tratamiento serio para la cannelitis en casos más agudos.

Cannellitis: síntomas

El síntoma principal es un dolor característico, continuo y progresivo en la espinilla en la región medial de la pierna.

Cuando hay reposo, el dolor suele aliviarse, pero empeora cuando el practicante vuelve a las actividades físicas.

Como resultado, el corredor puede experimentar una caída en el rendimiento debido a la incomodidad causada por el dolor en la espinilla al correr.

Otra característica de la cannelitis es que puede haber dolor cuando se produce la elevación de los dedos de los pies o durante la flexión plantar resistida.

Los síntomas de la cannelitis también definirán el tipo de problema:

  • Posterolateral: cuando el dolor surge detrás del hueso, en la base y fuera de la espinilla;
  • Anteromedial: cuando el dolor aparece en la parte interna de la pierna, en la región superior de la tibia, justo en frente de la espinilla.

Canelitis: causas de dolor en las espinillas

  • Falta de estiramiento;
  • Debilidad o acortamiento muscular;
  • Corre arrojando tu peso corporal demasiado hacia adelante;
  • Pisar el suelo con el primer tercio del pie;
  • Zancadas muy largas;
  • Sobrepronación;
  • Calzado demasiado ajustado alrededor de los dedos de los pies;
  • Calzado para correr ligeramente flexible;
  • Incremento de volumen de entrenamiento muy rápido;
  • Corre sobre superficies muy duras;
Puede ser interesante  Prueba de globulina: rango alto y bajo + normal

Cómo evitar la cannelitis, pasará por medidas como una rutina de ejercicios complementarios.

El estiramiento es necesario, pero el fortalecimiento muscular también está indicado para ayudar a prevenir el problema. Además, otras precauciones importantes son:

  • No practique ejercicios físicos sin la debida orientación;
  • Use zapatos adecuados para su tipo de paso y deporte;
  • Calentar siempre antes de practicar deporte;
  • Al primer signo de dolor, deje de hacer ejercicio y consulte a su médico.

¿Cómo tratar la cannelitis?

Más que buscar un remedio casero para la cannellitis, es decir, con consejos de laicos, como poner hielo en las piernas o usar un rodillo de espuma, es necesario tener el diagnóstico correcto con el ortopedista para entender cuál será el mejor tratamiento.

Para ello, el médico puede ordenar radiografías, para ver si se trata de un problema de formación irregular o una hipertrofia cortical de la tibia.

Pero también se pueden solicitar resonancias magnéticas, que pueden indicar edema perióstico; o gammagrafía ósea, para demostrar si existen lesiones longitudinales.

Pero si antes del tratamiento médico el practicante ya intentaba minimizarlo con solo hacer un estiramiento por cannelitis, pero aún sintiendo dolor, es necesario ser consciente de que otras medidas ayudarán mucho a reducir las molestias y la inflamación.

Tratamientos para la cannelitis

Cómo curar la cannelitis es posible, pero es necesario invertir en esta atención:

  • Antiinflamatorio para cannelitis (guiado por un ortopedista);
  • Descanso relativo (evitando ejercicios de impacto);
  • Fisioterapia (ejercicios para cannelitis);
  • Crioterapia (hielo) durante 20 minutos de 3 a 4 veces al día;
  • Electroterapia para analgesia;
  • Estiramiento del tríceps sural (pantorrilla);
  • Fortalecimiento gradual de los músculos sural, tibial anterior, tibial posterior y peroné;
  • Ejercicios de propiocepción;
  • Corrección de pasos (plantillas personalizadas);
  • Uso de calzado adecuado.

Sin embargo, para algunos casos de cannelitis, la forma de tratarla se somete a intervenciones quirúrgicas, por ejemplo, cuando los pacientes pasan por dos períodos de descanso, observando todas las precauciones anteriores, pero los síntomas se repiten.

¿Quieres aprender a correr correctamente y recibir una receta de entrenamiento equilibrada, evitando la cannelitis?

Deja un comentario